lunes, 25 de febrero de 2013

La millonaria pensión que se ganó Rueda con una ‘palomita’


ASUNTOS LEGALES
Lunes, Febrero 25, 2013


Bogotá_
Como una ‘palomita’ se conoce el hecho de que una persona pase por un cargo de manera fugaz, pero quede en la memoria del erario por el resto de su vida.
Este es el caso de los congresistas que hasta el momento, y sin pena ni gloria, siguen recibiendo pensiones escandalosas, que por supuesto salen del bolsillo de los ciudadanos de a pie.
Las pensiones de los legisladores están en el ojo del huracán debido a que la Contraloría destapó el famoso ‘carrusel’ de los magistrados del Consejo Superior de la Judicatura, el cual rebotó en el Congreso, pues según cifras del Ministerio del Trabajo, el Fondo de Previsión del Congreso (Fonprecon) cuenta con 600 pensionados con un promedio mensual de $20.029.368, lo que equivale a 35,34 salarios mínimos.
Pero un caso en particular es el que ha causado mayor controversia. El hecho de que una persona del común estuviera solo 49 días como legislador y tenga una pensión mensual de $19 millones, es una situación difícil de creer. Más cuando se estima que en un solo mes recibe lo que devenga un trabajador de salario mínimo en casi tres años de labores.
Se trata de Fernando Rueda Franco. Pero, ¿quién es este personaje ‘fantasma’? Esta historia se remonta al 1 de junio de 1994, cuando Rueda Franco asumió como suplente del senador Liberal, Luis Guillermo Vélez Trujillo y estuvo en el Congreso de la República hasta el 19 de julio del mismo año. Al día siguiente Vélez Trujillo tomó nuevamente su curul, la cual ocupó hasta febrero de 2007.
Esos pocos días sirvieron de ‘gancho’ para que Rueda Franco reclamara la mesada que le correspondía por haber sido congresista. Este exsenador había sido pensionado por un salario de aproximadamente $2.000.000. No obstante, cuatro años después, instauró una tutela exigiendo el aumento de este monto. El juzgado que asumió el caso negó la tutela, pero Rueda apeló ante el Tribunal Administrativode Cundinamarca, que también la negó. Este consideró que la pensión del exsenador fue debidamente liquidada, que no tenía derecho a esa reclamación, y para eso, se basó en parámetros establecidos por la Corte Constitucional para cuando el congresista ejerce su cargo por un periodo inferior a un año.
Posteriormente, el caso llegó a la sección segunda del Consejo de Estado, que revocó la decisión del Tribunal de Cundinamarca y ordenó reliquidar la pensión de Rueda Franco y también hacer todos los ajustes pensionales que se requerían. Ante el hecho, Fonprecon instauró una acción ante el Consejo de Estado pidiendo revocar la decisión. Este caso todavía no tiene la palabra final, pero mientras tanto, el excongresista está recibiendo su mesada favorable.
¿Mala interpretación?
Uno de los factores que más profundizan la desigualdad son las monu mentales pensiones que reciben algunos exfuncionarios del Estado. En Colombia hay 1.032 pensionados por encima de los 25 salarios mínimos legales mensuales vigentes, los cuales en promedio reciben $20 millones mensuales, alrededor de 35 salarios mínimos.
Entre estas mesadas privilegiadas se encuentran 600 excongresistas afiliados a Fonprecon. En contraste, 68,1% y 52,7% de los pensionados reciben dos y un salario mínimo legal respectivamente.
Al respecto, María Fernanda Maiguashca, viceministra técnica del Ministerio de Hacienda, dijo en el momento en que se destapó este hecho, que las altas pensiones de los congresistas afectan de manera considerable la sostenibilidad fiscal, además que “mucho del ahorro fiscal que se ha conseguido con las normas se ha visto afectado por fallos judiciales”. Agregó que el promedio pensional de los beneficiarios del régimen de congresistas es 10 veces mayor que el de los demás colombianos”. A pesar de que la reforma constitucional de 2005 pretendió corregir las inequidades existentes, eliminó regímenes especiales y estableció topes de 25 salarios mínimos, la reforma ha tropezado con generosos beneficios en los regímenes de transición. Por ejemplo, si una pensión se liquida con el promedio salarial del último año, en vez del promedio de los 10 años, el valor de la mesada se puede incrementar en 47%. Estos sobrecostos pensionales oscilan entre $11,7 y $20,1 billones de 2010, según las cifras de Mintrabajo.
En muchos casos estas liquidaciones se deben a la permisividad de las leyes, según lo advierte, Pablo Bustos, presidente de la Red de Veedurías, y en que “muchos funcionarios acuden al sistema judicial para ampliar sus mesadas debido a la flexibilidad de la normatividad. Este es un mecanismo bastante usado por los excongresistas, exmagistrados y demás funcionarios”, explicó. Adicionalmente, dijo que “este ha sido un proceso que no ha sido juiciosamente estudiado. Hay quienes se han valido de mecanismos de manipulación legal de decisiones y alteraciones de certificaciones para incrementar los tiempos de servicios. Otro aspecto que estaba estrechamente relacionado con la compra de aspiraciones para la integración de listas, con ningún otro propósito que terminar jubilados con losbeneficios que da el Congreso”, recalcó. Así mismo, Ana María Muñoz, directora del área de derecho laboral de la Universidad de los Andes, aclaró que este problema se da por la “mala interpretación de las normas” ya que hay muchos procesos que se han llevado en donde los jueces han abierto una puerta para que muchos pidieran la aplicación de esa interpretación.
En este sentido, el experto en pensiones de la Universidad del Rosario, Fabián Hernández explicó que los fallos para otorgar pensiones millonarias se han dado porque la ley 4 de 1992 habla de un tope de 15 salarios pero el artículo 37 de la norma habla de 25. “Este es el argumento del que se valen para obtener pensiones exageradas porque el Consejo de Estado llega a la conclusión de que las pensiones no tienen tope”. El senador Iván Cepeda llamó la atención a la figura del “derecho adquirido” y es que a pesar de que existe mala interpretación en las normas, a muchos funcionarios el Estado ya les reconoció el derecho. La experta de la Universidad de los Andes, explica que uno de los pilares en un Estado democrático son los derechos adquiridos y así la ley sea inequitativa no se puede “entrar a buscar equidad desconociendo los derechos que tienen un justo título”. Casos que llevan años de disputa se han fallado hace pocos meses, como el proceso que llevaba el Consejo de Estado contra el excongresista y exembajador en Checoslovaquia, Carlos Guillermo Mejía, que fue decidido en julio de 2012. La demanda fue interpuesta por Fonprecon argumentando que Mejía no satisfizo los requisitos del artículo 17 del Decreto 1359 de 1993 para ser acreedor del reajuste especial consagrado para los pensionados que fungieron como congresistas y que elpago de las mesadas debía ser realizada por Cajanal. Agregó que desde primero de enero de 1992 hasta abril de 2007, la entidad le pagó $1.917 millones y solicitó la devolución. No obstante, el Consejo de Estado decidió que Fonprecon debía continuar con el pago de las mesadas.
Fernando Rueda Franco
Rueda Franco quien solo fue senador durante 49 días en 1994 y logró uno de los beneficios más caros que se pagan en pensiones. Por casi dos meses en el Senado, recibió una mesada de más de $19 millones. A Rueda Franco lo ha favorecido una decisión que tomó el Consejo de Estado al fallar una tutela interpuesta por el excongresista en la que pedía que se le reajustara su pensión debido a su paso por el Congreso. Esta decisión fue demandada por Fonprecon. Este caso ha sido muy sonado porque se asemeja a los ‘carruseles de pensiones’ que está investigando la Contraloría.
19 millones en promedio está recibiendo Rueda Franco por su paso fugaz por el congreso.
Jesús Antonio García
El representante del Huila, Jesús Antonio García Cabrera, por muchos años fue mejor pensionado del país con una mesada mensual de alrededor de $31 millones, porque en 1998, en el momento de jubilarse, se le permitió incluir como parte del salario base, la liquidación incluyendo los tiquetes aéreos y los viáticos. Este político conservador fue condenado el 24 de noviembre de 2004 a pagar una pena de 38 meses por el delito de concusión. En cuanto a su mesada, el Consejo de Estado ordenó la reducción de la pensión del excongresista después de la lucha de Fonprecon.
31 millones apróximadamente devengaba el exsenador la cual se convirtió en el pensionado más caro
Leonor Serrano de Camargo
Un caso emblemático de cómo algunos fallos agrandan las pensiones exageradas es el de Leonor Serrano de Camargo, exgobernadora de Cundinamarca, excongresista y empresaria. Serrano fue senadora de la República desde el 20 de julio del 2002 hasta el 30 de abril del 2005. En 1998 el Instituto de Seguro Social (ISS) ya le había reconocido su pensión de vejez donde figuraba como trabajadora del sector privado. No obstante, después de varias instancias, el Consejo de Estado ordenó liquidar la pensión de Serrano con base al 75% del ingreso y además de una retroactividad.
17 millones recibe serrano por su pensión y el pago del retroactivo estuvo alrededor de 896 millones.
Luis Eduardo Sanguino
El exrepresentante a la Cámara por el departamento del Valle, Luis Eduardo Sanguino, estuvo en el legislativo desde el 20 de julio de 2002 hasta el 16 de julio de 2006. El 21 de octubre de 2003, solicitó la reliquidación de su pensión al Fondo de Previsión del Congreso, la cual fue resuelta con lo devengado durante los últimos 10 años de servicio. Al respecto, Sanguino demandó la decisión de Fonprecon y después de varias actuaciones, el Consejo de Estado ordenó a la entidad reliquidar con la cuantía no inferior al 75% del ingreso promedio mensual del último año.
20 millones recibe en promedio el exrepresentante por el Valle de mesada pensional.
Silverio Salcedo Mosquera
El exsecretario de la Cámara de Representantes Silverio Salcedo Mosquera estaba devengando más de $28 millones como mesada pensional. Ante la demanda interpuesta por Fonprecon argumentaba que el reconocimiento de la pensión realizado al exrepresentante a la Cámara en 1992 fue de $2.488.230 y superaba el tope máximo, que para ese momento estaba en $977.850, correspondientes a 15 salarios mínimos. Posteriormente, el Consejo de Estado ordenó la reliquidación de la pensión por estimar que la pensión excedía los 20 salarios mínimos autorizados por ley.
28 millones aproximadamente devengaba el exsenador la cual se convirtió en el pensionado más caro.
Las opiniones
Iván Cepeda
Senador de la República
La Corte va a solucionar el tema de las pensiones. Le he pedido al Gobierno Nacional que presente un proyecto para reducir los salarios de los congresistas y así mismo sus pensiones. No es facultad del Congreso cambiar el régimen pensional.
Ana María Muñoz
profesora U. de los Andes
El problema de los fallos se debe a la mala interpretación de las normas, ya que varias decisiones de algunos jueces, abrieron una puerta para que muchos pidieran la misma interpretación en sus casos.
Fabián Hernández
Profesor U. del Rosario
Los fallos que otorgan pensiones millonarias se han dado porque la Ley cuarta habla de un tope de 15 salarios mínimos y el artículo 37 de 25. Este es el argumento de que se valen para obtener pensiones exageradas.
Pablo Bustos
Presidente de la red de Veedurías
Este ha sido un proceso que no muy juiciosamente estudiado. Hay quienes se han valido de mecanismos de manipulación legal de decisiones y alteraciones de certificaciones para incrementar sus mesadas.
ANA MARÍA BEDOYA JIMÉNEZ

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada